26 de julio de 2007

Prosa temprana y obras póstumas publicadas en vida, de Musil

Una excelente noticia es que la Editorial Sexto Piso pondrá en circulación Prosa temprana y obras póstumas publicadas en vida que, dice, "es una especie de homenaje que recoge buena parte de la obra de uno de los principales escritores del siglo xx, Robert Musil, en una nueva y esmerada traducción.

Este volumen contiene Las tribulaciones del estudiante Törless, primer gran éxito de Musil, novela en la que mediante el joven Törless —quien se ha convertido en un personaje emblemático de una época— Musil explora con maestría la vida en un internado militar de una sociedad aristocrática, a través de la mirada de un adolescente de gran sensibilidad e inteligencia. El lector también hallará los dos relatos que conforman Uniones, segundo libro de Musil, cuyo tema común es la infidelidad y cómo se puede pasar del amor más absoluto e incondicional a ésta en tan sólo unos instantes, sin que ello necesariamente sea algo contradictorio. La selección de la prosa temprana de Musil la concluye Tres mujeres, texto formado por tres relatos en los que Musil explora con profundidad la psicología femenina con su incisiva pluma. El volumen lo cierran las Obras póstumas publicadas en vida, compuestas por magistrales estampas y retratos de situaciones en apariencia tan insignificantes como la desesperada lucha de una mosca por escapar del papel matamoscas, narradas con la meticulosidad y profundidad que caracterizan la obra de Musil, y de las cuáles él mismo nos dice en la introducción: «Existen algunos legados poéticos que constituyen grandes regalos; pero, por lo general, las obras póstumas presentan una sospechosa semejanza con las liquidaciones por cierre de librerías. La popularidad de la que, no obstante, gozan, podría provenir del hecho de que el mundo de los lectores siente una excusable debilidad ante un poeta que reclama su atención por última vez. Como quiera que sea y cualquiera que fuere la respuesta a la pregunta de cuándo una obra póstuma tiene valor y cuándo no: decidí, en todo caso, impedir la publicación de mis obras póstumas antes de que llegara el momento en que ya no lo pudiera evitar. Y la forma más confiable de hacerlo es publicarlas yo mismo estando en vida; se entienda o no»".

2 comentarios:

Palimp dijo...

Tengo que regresar a Musil, es inevitable. Gracias por el apunte.

Magda dijo...

Sí, Palimp, regresa a Musil, es un escritor notable.

Publicar un comentario

No se publicarán comentarios anónimos.