8 de diciembre de 2008

Un cálido abrazo

Para todos ustedes: viejos y nuevos amigos que visitan este espacio, les envío mis mejores deseos en estos días en los que termina un año y otro empieza. Un abrazo tan grande que abarque todo 2009, y más...

En esta temporada se escucha mucho, por estos lares, esta canción muy popular y guapachosa: El año viejo, es, digamos, graciosa.

Y aquí, versión Disney, el famoso Cuento de navidad:

Parte 1
Parte 2
Parte 3

15 comentarios:

Bel dijo...

No he dejado de sonreír mientras seguía esa ¿Cómo has dicho? ¿guapachosa? (me quedo con la palabra, me encanta también) canción. Ese proceso lo hemos vivido todos los adultos, Magda y, claro que no era diferente. Nosotros lo veíamos de otra manera. Después, con los hijos pequeños, se recupera a través de su mirada y cuando los hijos crecen...vuelve de nuevo.
Pero muchísimas gracias por el abrazo y los buenos deseos.
Con mis mejores deseos para ti, querida Magda y un muy afectuoso abrazo.

Apostillas literarias dijo...

Querida Isabel, "guapachosa" es de jerga popular, significa de ritmo tropical, alegre. La puse justamente para eso, para sonreir un poco, es simpática y por aquí se toca, y se baila, mucho en estos días en las fiestas de fin de año.

También, en estos días, anda por la calle, de casa en casa, un grupo de niños o de adultos o de los dos, con instrumentos y cantando la RAMA. Si les das dulces o dinero, te cantan: "Ya se va la rama, muy agradecida, porque en esta casa, fue bien recibida", y si no les das nada, cantan: "Ya se va la rama, con patas de alambre, porque en esta casa, están muertos de hambre". Es una tradición que continua con "el viejo", alguien disfrazado de viejito y su grupo, van igual de casa en casa cantando y bailando al año viejo que se va.

Muchas gracias. Que la pases muy contenta y que 2009 sea para ti, y los tuyos, pleno en todo lo bueno y bonito.

Otro abrazo

sergio astorga dijo...

Magda, "que pena si este camino fuera de muchísimas leguas y siempre se repitiera"
Y como existen recuerdo nuevos siempre que se rondan calles amadas, Madero, Avenida Juarez, y almacenes que tienen todavía mi nariz de niño pegada en el cristal del aparador. Así también hay nuevos amigos literarios que hacen la vida mas legible.
Gracias por tus apostillas.
Un abrazo de luz para tu estrella.
Sergio Astorga

Bel dijo...

Aquí hace mucho tiempo también se hacía, pero no ahora. Sin embargo, hará unos 6 ó 7 años un día, para nuestra sorpresa, llaman a la puerta y un grupo de adolescentes pertrechados tras sus guitarras arrancaron con villancicos varios. Mi hijo estaba entusiasmado.
Me hizo tanta ilusión que ni siquiera controlé lo que les daba. Entonces, los vecinos quisieron ser igual de generosos...imagínate cómo se fueron de alegres los chicos.
Gracias de nuevo por los buenos deseos, Magda. El 2008 no ha sido precisamente el mejor año de mi vida.
Y también quiero repetir para ti y las personas a las que ames los mejores augurios.
Un gran beso.

APG dijo...

Descubrir este blog podría considerarse un regalo de navidad, ¿no?

Saludos desde Buenos Aires,
APG

Tony dijo...

Piloncillo con cacahuates...
o con nuez, como el que ahora como...
por esta época.
El ir a la iglesia,
y encontrar ese olor penetrante de las velas.
Y el ponche de frutas, de caña, manzanas y canela.
Y siempre, siempre...
¡todo de la misma manera!

Isabel dijo...

Quiero darte las gracias por lo que me toca, visito y disfruto este espacio tan agradable que has creado. Yo también te deseo todo lo mejor para ti.
Besos.

Raúl dijo...

Tampoco son mis fiestas preferidas, Magda, sin embargo, desde los ojos del niño que nunca quise dejar de ser, reconozco que algo tiene esto de la navidad, que lo hace distinto al resto del año.

39escalones dijo...

Las tradiciones van y vuelven, parecen desaparecer y luego se revitalizan. No soy muy partidario de las navidades, pero hay cosas que no deberían perderse.
Un abrazo.

Mamen dijo...

En mi casa, somos de los Reyes Magos. Y,aunque sea siempre parecido, nunca es igual.
Otro abrazo cálido, que sienta muy bien, que por Zaragoza hace mucho frío.

Argénida Romero dijo...

Gracias por la oportunidad de evocar recuerdos...la Navidad de la niñez siempre es tan distante a esta, la de la adultez.

Sigo siempre su espacio. Nuevamente gracias por este blog, para mí una lectura obligatoria.

Abrazos

Antonio Castellón dijo...

Una pregunta, Magda, y perdona la osadía de la ignorancia: en el anterior post no me quedó claro quién era el plagiador...¿Neruda o el poeta cubano?

Un saludo y Feliz Navidad.

Amparo dijo...

Querida Magda, recibe todos mis cariños y mis mejores deseos.
Que la Paz y el Amor siempre te acompañen.

Muchos besos, guapa

Amparo

albalpha dijo...

Un abrazo y te deseo como siempre lo mejor para el próximo año.

Alba

ángel dijo...

Gracias, Magda, Felicidades y lo mejor de lo mejor para ti y tu espacio durante el año tan próximo y siguiente.


Saludos...

Publicar un comentario

No se publicarán comentarios anónimos.